La unión de dos personajes en uno solo puede parecer extraño, pero la fusión en Steven Universe permite explorar temas de intimidad, relaciones interpersonales y hasta sexualidad de una manera creativa e indirecta.

Este artículo contiene varios spoilers de las primeras tres temporadas de Steven Universe.

Dos guerreros usan un antiguo ritual para unir sus cuerpos y mentes, y así convertirse en un nuevo ser, un guerrero doblemente poderoso, con el intelecto, personalidad, nombre y hasta la voz de los dos que lo formaron.

Esta fue la manera en que Dragon Ball Z nos introdujo al concepto de la fusión, la manera en que Goten y Trunks se unieron para formar a Gotenks. Para ellos, la fusión era un medio para volverse más poderosos, para poder luchas contra quien quería destruir el universo.

Con el paso del tiempo, nos preguntamos: ¿Cómo se siente ser Gotenks? Steven Universe (SU) responde esta pregunta de varias maneras porque una fusión no es sólo dos personajes que hacen un tercero más poderoso para ganar una batalla, sino un estado mental y espiritual, una relación personal, compleja, y muy íntima.

Como lo resume Garnet, una fusión es una experiencia y depende de sus partes que sea una buena experiencia. Llegar a esta experiencia no es sólo estar metidos en una batalla difícil y simplemente fusionarse para poder sobrevivir. Para demostrarlo, la primera fusión que presenta SU es Ópalo, compuesta de Amatista y Perla que normalmente chocan por diferencias de personalidad.

¿Cómo una gema rebelde y otra que ama las reglas crean una tercera gema? Por un lado está el baile correcto, pero si Amatista baila “hip hop” y Perla ballet, ¿dónde está ese momento donde se comprometen una con la otra y con la fusión?

Más allá de las connotaciones sexuales, que no ahondaremos, la fusión se enfoca en un tema más profundo que sólo sumar dos personajes para conseguir el doble de poder. La diferencia fundamental entre Gotenks y Ópalo es el grado de intimidad que ambas partes de la fusión sienten al entrar en este estado.

Fusionarse es dejar la individualidad, unirse física, mental y espiritualmente a otra persona, esto no es sólo una unión de poderes, sino que conlleva una entrega total que requiere confianza y respeto. Esto es realmente la intimidad, y la fusión explora temas íntimos de maneras mucho más serias y creativas que muchas series para adultos.

El siguiente paso es mantener la fusión, entonces al ver a Steven y su amiga Connie fusionarse por primera vez no sólo vemos a Stevonnie, sino que exploramos la experiencia emocional de ser Stevonnie. La fusión no actúa exactamente como Steven o Connie sino que tiene rasgos de personalidad de cada personaje que la forman. No es una suma, sino un personaje totalmente nuevo en que ambas partes se preocupan por el bienestar de la otra. Su nueva forma es divertida, pero también están confundidos en esa experiencia que los hizo uno.

Como brillante metáfora de la adolescencia, con el cuerpo extraño y las emociones aún más extrañas vemos como una fusión depende de la estabilidad emocional entre sus partes. Como con todas las fusiones en SU, Stevonnie demuestra que si ambas partes no están en armonía, la fusión no puede existir. Entonces, si Connie se siente triste y no está en sintonía con Steven, simplemente no pueden ser Stevonnie.

El mejor ejemplo de esta estabilidad es sin duda Garnet, que es una fusión prácticamente permanente. De hecho, toda la primera temporada hay tan sólo pequeñas insinuaciones de que Garnet son en realidad dos gemas que tienen una relación amorosa.

La relación de Zafiro y Rubí le permite a Garnet ser Garnet todo el tiempo y es a través de este personaje  la serie ha explorado conflictos de pareja de una manera sutil y curiosa. El conflicto más claro es la desintonización entre Rubí y Zafiro, cuando ambas se enojan con Perla por engañarlas (engañar a Garnet) para fusionarse y hacer a Sardonyx.

En Sardonyx (Perla+Garnet) vemos que debe haber un consentimiento para crear la fusión. Rubí y Zafiro están tan enojadas una con la otra respecto a cómo reaccionar ante este engaño, que su conflicto escala hasta que Garnet desaparece. La temperamental Rubí y la racional Zafiro discuten:“¡Es fusión Zafiro! ¿¡Qué es más personal para nosotras que la fusión!?” Este reclamo de Rubí muestra que el engaño de Perla tiene un tinte de traición bastante serio dado lo íntimo que es fusionarse.

La serie nos hace ver que la fusión, idealmente, debería darse con el consentimiento de ambas partes, no por un engaño ni a la fuerza. ¿Y al final, qué es la intimidad sino estar cerca de otra persona, por voluntad propia, y compartir cosas que nos son personales? Aunque la fusión no siempre es estable, Garnet explica qué significa la intimidad: una conversación que se abre con el compromiso de aceptar a la otra persona.

Al poner de forma tan gráfica cómo nuestras emociones  y pensamientos se comparten y se vuelven un asunto de dos (o tres, o cuatro…) los niños y los adultos podemos acercarnos a algo que queremos a lo largo de nuestras vidas frente a la adversidad: ser más fuertes por estar juntos.

Share This: